Bulimia

también conocido como: bulimia nerviosa, atracones y purgas, problemas de alimentación

¿Qué es la bulimia?

La bulimia es un tipo de problema de alimentación en el que los niños o adolescentes (especialmente las niñas) tienen episodios de sobrealimentación incontrolable (atracones).

Los episodios se pueden producir un par de veces a la semana, una vez al día, o muchas veces al día. Durante los episodios se consumen grandes cantidades de alimentos en poco tiempo (frecuentemente menos de 2 horas). Los ataques de bulimia suelen durar 3 meses.

A menudo estos episodios van seguidos de vómitos autoinducidos. Purgas o uso de laxantes o enemas u otras formas de controlar su peso como ayunar o usar medicamentos para aumentar el gasto urinario.

La bulimia afecta a ambos sexos, a todas las edades y a todos los grupos socioeconómicos y raciales.

¿Cuál es la causa de la bulimia? 

La bulimia no tiene una sola causa, sino que es el resultado de la interacción de muchas cosas, como las actitudes sociales hacia la apariencia corporal, las influencias familiares, la genética, los factores neuroquímicos y de desarrollo, los antecedentes personales o familiares de abuso de drogas y quizás otros factores que hacen que el niño sea vulnerable a desarrollar y continuar con este problema de alimentación.

¿Cuáles son los síntomas de la bulimia?

Por lo general, las personas con bulimia tienden a ser mujeres adolescentes jóvenes, con un peso corporal típicamente bajo o normal, con atracones y purgas recurrentes. Tienden a ser trabajadoras, impulsivas, introvertidas, autocríticas y con baja autoestima basada en la imagen corporal; comen compulsivamente para reducir sus niveles de ansiedad y estrés, y tener así la sensación de tener el control de al menos una parte de sus vidas. Con el tiempo, estos sentimientos las hacen sentir más ansiosas, con la consiguiente vergüenza, culpa y depresión y preocupación por su peso.

Con el tiempo, la bulimia puede causar problemas como:

  • Caries

  • Problemas con las deposiciones

  • Ruptura de los vasos sanguíneos por vómitos

  • Daño a órganos internos

  • Problemas nutricionales que pueden llevar a mayores complicaciones.

¿Cuáles son las opciones de tratamiento para la bulimia?

El tratamiento de la bulimia se basa en la evaluación integral del individuo y la familia, y a menudo incluye alguna combinación de atención médica dirigida a mejorar la nutrición, la terapia individual y familiar, y la modificación cognitiva y conductual.

Además, pueden ser beneficiosos los medicamentos. El tratamiento puede llevarse a cabo en un departamento o centro de tratamiento ambulatorio o, en casos graves, en un programa hospitalario para pacientes internados.


Revisado por: Jack Wolfsdorf, MD, FAAP

Esta página fue actualizada por última vez en: 04/10/2019 3:11:09 p. m.