Proceso Foker

también conocido como: cirugía de atresia esofágica con brecha amplia, cirugía de atresia esofágica pura

¿Qué es el proceso Foker?

La atresia esofágica es un defecto de nacimiento que causa la alteración del esófago, por lo que no se conecta correctamente con el estómago. Si los extremos del esófago están muy separados, a menudo es difícil de tratar. En el pasado, los dos extremos tardaban meses en acercarse lo suficiente como para conectarse. La cirugía Foker es un moderno conjunto de procedimientos que puede tratar con éxito incluso las formas más complicadas de atresia esofágica en días o semanas.

¿Qué sucede durante el procedimiento?

  • El niño está completamente dormido y un cirujano hace una incisión en el lado derecho del pecho del niño.
  • Se identifican los extremos superior e inferior del esófago desconectado.
  • Se colocan varias suturas largas de fijación en ambos extremos del esófago.
  • Estas suturas en realidad salen de la pared torácica por encima y por debajo de la herida, la cual se cierra de la manera habitual.
  • Durante los días siguientes, el niño permanece inmóvil con un respirador, mientras las suturas se tensan suavemente en el exterior del cuerpo para estirar el esófago.
  • Este proceso alarga gradualmente el esófago hasta que los extremos superior e inferior se unen, momento en el cual el cirujano conectará los dos extremos.

¿Se necesita alguna preparación especial?

Dado que la atresia esofágica suele ir acompañada de otros defectos, en el ano, el corazón, la columna vertebral, los riñones o las extremidades, deben realizarse estudios para identificar o descartar estos problemas.

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Es posible que se produzca sangrado, infección, dolor, daño en el esófago, filtración de la reparación, neumonía, daño nervioso y otras complicaciones. 

¿Cómo es la recuperación?

La mayoría de estos niños se someterán a la reparación definitiva del esófago una o dos semanas después de la primera cirugía para poner los puntos de estiramiento. En ocasiones, los puntos de estiramiento se desprenderán del extremo del esófago y se aconsejará repetir el primer procedimiento para reemplazarlos. Después de la reconstrucción del esófago, puede tardar aproximadamente un mes en comer con normalidad o en dejar que se sane una fuga, que casi siempre se sana sin cirugía. No obstante, la mayoría de estos niños llevarán una vida normal una vez que se recuperen de la cirugía.


Revisado por: Cathy Anne Burnweit, MD

Esta página fue actualizada por última vez en: mayo 27, 2021 01:54 p. m.

Gastroenterología Pediátrica

La División de Gastroenterología Pediátrica de Nicklaus Children's Hospital se dedica al tratamiento de una variedad de complicaciones gastrointestinales en bebes, niño, y adolescentes con un enfoque multidisciplinario.

Obtenga más información

Aprenda más sobre