Síndrome de Cobb

también conocido como: Cobb syndrome

¿Qué es el Síndrome de Cobb?

El síndrome de Cobb es un trastorno no hereditario poco común que se caracteriza por lesiones cutáneas visibles con malformaciones arteriovenosas (MAV) o angiomas espinales subyacentes.

Las lesiones cutáneas generalmente son hemangiomas planos (marcas de nacimiento de color rosado o púrpura oscuro), aunque se han observado angioqueratomas, angiolipomas y linfangiomas circunscritos.

Las lesiones vasculares cutáneas congénitas generalmente se distribuyen en un patrón dermatomal, desde la línea media posterior hacia el abdomen.

Las lesiones intraespinales subyacentes pueden ser angiomas y malformaciones arteriovenosas en el nivel de la médula espinal que corresponde a los dermatomas. Los pacientes generalmente se presentan con dolor radicular en la espalda o las extremidades inferiores que se asocia al entumecimiento o, en algunos casos, la parálisis.  


Tratamiento del Síndrome de Cobb

La intervención temprana con descompresión espinal es fundamental para minimizar el daño neurológico permanente; por lo tanto, es sumamente importante realizar el diagnóstico correcto de forma temprana.
Una posible complicación de este tratamiento es la enfermedad de Foix-Alajouanine, que es una mielopatía necrótica debido a una trombosis en el angioma espinal.

Es posible que los pacientes que manifiesten signos y síntomas de este trastorno deban realizarse varios estudios por imágenes como IRM, radiografías, angiografías y tomografías computadas (TC), así como un detallado análisis a cargo de especialistas en las áreas de Neurología, Neurocirugía y Radiología Intervencionista para garantizar el mejor pronóstico. 


Esta página fue actualizada por última vez en: 19/06/2019 11:17:20 a. m.